El Grupo Municipal Popular afirma que el endeudamiento y el paro marcan el gobierno de García-PageEl presidente del Grupo Municipal Popular, Lamberto García Pineda, se ha referido hoy, en el Debate sobre el Estado del Municipio, a la “tristeza y el pesimismo” que invaden a la sociedad española ante la grave crisis económica, que contrasta con el constante enfrentamiento de PSOE e IU, que forman el gobierno municipal en la ciudad de Toledo.

García Pineda ha recordado que desde el principio de la legislatura Emiliano García-Page "ha batido el record de parados" en la ciudad que suman ya 4.833 personas, lo que supone un aumento del 100 % respecto a junio de 2007. 

Además, el presidente del Grupo Municipal Popular ha lamentado que los 24 millones de euros del Plan E que ha recibido Toledo no han servido para crear un solo empleo estable. "La E de eficacia, la E de Estabilidad política y presupuestaria, la E de Emiliano de la que hablaba el Alcalde en su discurso del debate del pasado año, se ha convertido en la E de engaño, empobrecimiento, endeudamiento y estancamiento. 

García Pineda ha recordado que el gobierno del PP en la pasada legislatura dejó el Ayuntamiento de Toledo como uno de los menos endeudados de España y García-Page ha cambiado la línea de ahorro y estabilidad presupuestaria por el despilfarro y el endeudamiento progresivo. Para el PP, es incomprensible que después de gastar los 24 millones de euros del Plan E, se haya recurrido a los préstamos para seguir aumentado el endeudamiento municipal. 

En este sentido ha destacado que la deuda viva prevista a 31 de diciembre de 2009, según datos de la propia Intervención municipal, es de 20,3 millones de euros. La prevista por la propia Intervención a finales de 2010 será de 38,3 millones de euros, lo que supone en sólo un año un incremento de 88,66% más, al subir la deuda en 18 millones de euros. 

En resumen, la política económica de este gobierno se traduce en "más desequilibrio económico y más inestabilidad presupuestaria". 

En relación a la Empresa Municipal de la Vivienda, el presidente ha valorado que es "un ejemplo del fracaso del gobierno bipartido de PSOE e IU". La deuda de la entidad supera el millón de euros y está en peligro la continuidad de la empresa por los graves problemas de liquidez que atraviesa, por lo que ha considerado que tanto el gerente como el concejal responsable, Aurelio San Emeterio, deberían haber dimitido de sus cargos. 

Sobre Vega Baja, cuya paralización fue fruto de una decisión electoralista del presidente regional, José María Barreda, ha destacado que "sigue siendo un secarral" y se ha preguntado dónde están el museo y la excavación arqueológica de la que tanto hablaba el PSOE. 

Asimismo, ha explicado que el gobierno de García-Page sigue sin avanzar en las grandes obras que preparan la ciudad para el futuro, como el Palacio de Congresos, la A-40, la finalización del Paseo de la Rosa o el nuevo hospital. 

En cuanto a cultura, el presidente ha reclamado la apertura del Museo del El Greco que lleva cerrado 1398 días, y ha lamentado que el Alcalde de Toledo haya defraudado a todos al crear una comisión de trabajo para la celebración del IV centenario de la Muerte de El Greco que no ha tenido ningún cometido real. 

De la misma forma, García Pineda ha reprochado al Alcalde de Toledo que votara en contra de la propuesta del PP en la que se instaba al gobierno regional a declarar festivo el jueves de Corpus en Castilla-La Mancha, una decisión  que ahora celebra. 

Igualmente, le ha recriminado que haya dejado pasar una oportunidad tan importante para la ciudad como la implantación de los estudios de medicina, que Barreda ha decidido establecer  en Ciudad Real. 

Otro ejemplo del conformismo y sometimiento de García-Page a su partido es la reducción de la aportación del Estado al Consorcio de Toledo, que ha mermado un 51,7% desde que gobierna en España Rodríguez Zapatero. Por supuesto, con el disciplinado voto a favor de los diputados socialistas por Toledo, de los que Page es secretario general, y que no han dicho nada contra esta nueva reducción. 

Para finalizar, Lamberto García Pineda ha resumido que la realidad actual de la ciudad es que "antes había estabilidad económica y ahora inestabilidad presupuestaria; antes había ahorro y ahora hay despilfarro; antes había no a la subida de impuestos y ahora catastrazo y nuevos impuestos y antes había superavit y ahora lo que hay es déficit".